La Disipada
 
ÍndiceCalendarioGaleríaFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosRegistrarseConectarse
RADIO MALDIVAS




Compañeros
Foro
Navegación
 Portal
 Índice
 Miembros
 Perfil
 FAQ
 Buscar
Últimos temas
» princes peach hentai princesa peach hentai
Miér Ago 07, 2013 8:09 am por SORDISIPADA

» PRIMEROS CIUDADANOS MALDIVOS
Dom Mayo 27, 2012 6:40 pm por Yula

» arguetCreakSS
Dom Jul 31, 2011 9:25 am por Invitado

» ïðîãðàììû íàâèãàöèè
Jue Jul 28, 2011 6:14 am por Invitado

» erypeWapCennySS
Vie Jul 22, 2011 11:14 pm por Invitado

» EL AMOR DURA PARA SIEMPRE?
Mar Oct 05, 2010 8:03 am por SOR~DISIPADA

» Vean La ciudaD DE MALDIVAS EN MINI CITY
Lun Oct 04, 2010 10:27 am por SOR~DISIPADA

» QUE ES EL AMOR? ........by Jose Luis
Lun Oct 04, 2010 10:00 am por SOR~DISIPADA

» SUGIERO SECCIÓN PARA LOS NUEVOS MIEMBROS!!!
Lun Oct 04, 2010 8:17 am por SOR~DISIPADA

Buscar
 
 

Resultados por:
 
Rechercher Búsqueda avanzada
Mejores posteadores
LITFF
 
SOR~DISIPADA
 
nany
 
Pati
 
jose luis
 
Dany de Vampi
 
Vampi de Dany
 
Tizii
 
K Puccino
 
Nenya
 
Diciembre 2018
DomLunMarMiérJueVieSáb
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031     
CalendarioCalendario

Comparte | 
 

 "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"

Ir abajo 
AutorMensaje
Admin
Admin
avatar

Cantidad de envíos : 87
Fecha de inscripción : 26/06/2008

MensajeTema: "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"   Mar Ago 26, 2008 5:23 pm

A Maldivas Peluche, desde el asfalto porteño.

(por Mariel M)

"El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires".
Leopoldo Marechal.



BALADA PARA UN LOCO
1969



Letra: Horacio Ferrer.
Música: Astor Piazzolla.

Las tardecitas de Buenos Aires tiene ese qué sé yo, ¿viste?
Salgo de casa por Arenales, lo de siempre en la calle y en mí,
cuando de repente, detrás de ese árbol, se aparece él,
mezcla rara de penúltimo linyera y de primer polizonte
en el viaje a Venus. Medio melón en la cabeza,
las rayas de la camisa pintadas en la piel,
dos medias suelas clavadas en los pies,
y una banderita de taxi libre en cada mano... Ja...ja...ja...ja...
Parece que sólo yo lo veo, porque él pasa entre la gente
y los maniquíes me guiñan, los semáforos me dan tres luces celestes
y las naranjas del frutero de la esquina me tiran azahares,
y así, medio bailando, medio volando,
se saca el melón, me saluda, me regala una banderita
y me dice adiós.


Ya sé que estoy piantao, piantao, piantao,
no ves que va la luna rodando por Callao
y un coro de astronautas y niños con un vals
me baila alrededor...
Ya sé que estoy piantao, piantao, piantao,
yo miro a Buenos Aires del nido de un gorrión;
y a vos te vi tan triste; vení, volá, sentí,
el loco berretín que tengo para vos.
Loco, loco, loco, cuando anochezca en tu porteña soledad,
por la ribera de tu sábana vendré, con un poema
y un trombón, a desvelar tu corazón.
Loco, loco, loco, como un acróbata demente saltaré,
sobre el abismo de tu escote hasta sentir
que enloquecí tu corazón de libertad, ya vas a ver.


Y así el loco me convida a andar
en su ilusión súper-sport,
y vamos a correr por las cornisas
con una golondrina por motor.
De Vieytes nos aplauden: Viva, viva...
los locos que inventaron el amor;
y un ángel y un soldado y una niña
nos dan un valsecito bailador.
Nos sale a saludar la gente linda
y el loco, pero tuyo, qué sé yo, loco mío,
provoca campanarios con su risa
y al fin, me mira y canta a media voz:


Quereme así, piantao, piantao, piantao...
trepate a esta ternura de loco que hay en mí,
ponete esta peluca de alondra y volá, volá conmigo ya:
vení, quereme así piantao, piantao, piantao,
abrite los amores que vamos a intentar
la trágica locura total de revivir,
vení, volá, vení, tra...lala...lara...




"Un Génesis Porteño debería empezar así:

En el principio fueron creados el hombre y la mujer.

Y en enseguida se inventó el Tango para que pudieran entenderse bailando, cantando o callando..."



César Tiempo.



EU~GENIOS de Buenos Aires.




Eugenio Cilento :

"Cilencio", humorísta gráfico y digujante.


"El humor debe hacerse sólo para divertirse, o para golpear a los malditos que estropean el planeta".

Cilencio



Fragmento extraído de la entrevista a Cilencio, efectuada por César Da Col en nombre de la Comisión Organizadora del Museo de la Caricatura "Severo Vaccaro", durante el mes de Noviembre de 2003.

"Museo: También realizaste humor gráfico con temática sexual para "Sex
Humor"...¿Con qué tema JAMÁS harías un chiste?

C: Hacer chistes sobre sexo, no me parece ni malo ni bueno. Me encantaba hacerlo, cuando era prohibido por los militares, que eran muy puritanos, aunque no para torturar, y hacer desaparecer opositores. Era una forma de rebelarse contra la hipocresía. Durante la democracia, pasó a ser sólo un negocio, y ya no me divertía, era una manera de "llenar la heladera", como dice Rulloni. Sí en cambio me gusta el humor con ingenio y erotismo, y burlándome de los prejuicios puritanos idiotas que hay sobre la sexualidad.
Porque siendo el sexo una de las cosas más hermosas que nos dio El Creador -y no digo Dios, porque soy agnóstico y no sé que es Dios, y menos que es la vida-, es también una de las más terribles. Y es porque con el sexo, aparecen los celos, la impotencia, la eyaculación precoz, las infidelidades y los abandonos. Y de los dolores es bueno burlarse, para atenuarlos.
Con lo que jamás hice ni haré un chiste, es chupándole las botas a nadie, ni con los que en verdad sufren, por ser víctimas de los poderosos y de los grandes H. de P.
El humor debe hacerse sólo para divertirse, o para golpear a los malditos que estropean el planeta. Uno no se puede burlar de quien sufre, por las mierdas de la vida. En cambio sí me puedo burlar de todo lo mío, porque eso es tener verdadero sentido del humor.


Museo: Un consejo para la nueva generación de dibujantes argentinos...

Cilencio: Y si tuviera que aconsejar a la nueva camada de dibujantes argentinos, les diría que si quieren ser artistas, que se jodan, porque el arte es duro y largo. Y sobre todo en un país subdesarrollado a medias, como éste, donde ganamos como en Brasil, pero tenemos talentos como en EE.UU.
Ya Leonardo Da Vinci dijo: 'El arte es largo, y la vida es corta'."


Eugenio Mandrini, escritor, poeta e iluso transehúnte ciudadano.

"Tengo una almohada que guarda todos los vientos.
Te invito a despeinarnos..."


Eugenio Mandrini.

Salmo de Buenos Aires.

(A San Juan de Patmos, autor del
más poético de los Evangelios)
.
El reciénvenido apareció de pronto.
Llegó desde el Bajo, por Corrientes, y al cruzar la avenida 9 de Julio, los automovilistas frenaron a un tiempo, como si hubieran muerto.
El recienvenido no traía alforjas, ni pan, ni dinero para el camino.
El recienvenido apenas calzaba sandalias y una túnica maltratada por el tiempo, que para algunos era de una blancura enceguecedora, y para mi, tenia el color de la tierra, esa otra tierra con la que sueñan mis amigos.
El recienvenido era alto y delgado, tan delgado que parecía no caberle una flacura más. Tenia manos largas, quizás hermosas, tal vez mágicas, acaso hambrientas. La barba era escasa, tenue; en cambio los cabellos le habrían llegado a los hombros, si no danzaran al conjuro del viento de la Gran Avenida.
Sus ojos eran profundos, o afiebrados, o anhelantes, o definitivos. Una mujer lo vio y se arrodilló de pronto. Unos niños, sencillamente, fueron hacia él, como si supieran.
Un hombre de portafolios raído y pantalones cilíndricos, empezó a cantar.
Otro, intuyó que estaba frente a alguien de dos mil años, y la leyenda lo paralizo de miedo.
Otro comenzó a parpadear como si le hubiera entrado un dolor o un asombro o un milagro en la mirada.
Otro cerró un puño (el izquierdo) y lo elevó al cielo como una bandera o un ladrillo.
Otro, de dura mandíbula y cintura bien alimentada, comenzó a retroceder.
Un pájaro que estaba en plena emigración, regresó.
El recienvenido llegó al Obelisco, soltó sobre la Ciudad una mirada que pareció abrigarla o traspasarla, y dijo:
.
Bienaventurados los bebedores de vino, porque cantan, y los ascensoristas, porque no es cierto que ellos suban.
Bienaventurados los que lustran zapatos como si fueran los pies de Dios, y los que roban un diario para taparse la noche.
Bienaventurados los mudos y los desdentados que sueñan ser Gardel.
Bienaventurados los pobres de letras que se traspapelan en tus librerías y lloran como niños en un laberinto, oh ciudad.
Bienaventurados los empleados de oficina que por obra de una silla no llegan a las ventanas, y un día las olvidan, y más tarde las lloran.
Bienaventurados los bandoneonistas que extraviaron sus piernas bajo el último tren, y la criatura de la noche ya no llora en sus regazos.
Bienaventurados los que al apagar el televisor sienten frío, como si hubieran apagado la antigua fogata que en la intemperie abrigaba los ojos e iluminaba el mundo.
Bienaventurados los que no matan ni un tizne para no sangrar tus paredes, oh ciudad.
Bienaventurados los hastiados esposos que se traicionan, porque aún creen en el amor.
Bienaventurados los vecinos cuando gritan, porque aún están vivos.
Bienaventurados los que muerden un tango como si silbaran un pan.
Bienaventurados los solitarios a esa hora de la sábana helada, en que no hay para ellos un susurro turbador en la sombra, ni el recuerdo de un perfume que sería el fin de las penas, ni siquiera el tañido lejano de un taco de mujer en tus esquinas, oh ciudad.
Bienaventurados los oscuros poetas que se arrojan desde las altas terrazas para que alguien o algo, así sea el asfalto, venga por fin a homenajearlos.
Bienaventurados los que todavía creen en los Reyes Magos, aunque les roben los zapatos y los pies y aún las huellas, y les dejen de regalo un silencioso vacío.
Bienaventurados los que llevan cara de desolados perros, como los taciturnos, los insomnes, los humillados, los súbitos locos, los pálidos jóvenes de suaves ademanes, y los viejos que llevan su pasado a llorar en las plazas, porque todos ellos buscan un hueso de luz entre las sombras, como desolados perros que son.
Bienaventurados los que siguen ansiosos el vuelo de los pájaros, porque no hay en las calles otra forma de ver tu cielo prometido, oh ciudad.
Bienaventurados los que se comen las uñas para no arrancarles pedazos de carne al prójimo.
Bienaventurados los meteoros que caen a tierra, y sufren, y se rompen, y ya no se levantan, como los albañiles cuando caen a tierra, y sufren, y se rompen, y ya no se levantan.
Bienaventurados los que temen despertarse porque la vida, otra vez cautiva de la época, viene dando dentelladas de jauría por las calles, y quien se despierta comienza a ser roído y a morir, oh ciudad.
Bienaventurados los que no tienen nada, ni la agonía de un asombro, ni el fantasma de un sueño, ni una gota de vino para brindar en la mesa vacía, ni un fósforo para calentarse las manos, ni una mujer de piernas heladas para tiritar abrazados, ni siquiera una fotografía del cielo para presentir a los ángeles.
Bienaventurado Borges que confesó no haber sido feliz, Discépolo que escribió sobre esas cosas que nunca se alcanzan, Tuñón que en algún sentido siempre fue un hambriento, De Lellis que tuvo un viejo amor por todo lo que amarga, y Roberto Arlt que se trepó a un árbol para ver hacia dónde escapaba la felicidad.
Bienaventurados todos porque de ellos serán tu reino o tus escombros, oh ciudad de duro corazón,
por ahora.

Eugenio Mandrini.


Mi reino por la amistad


En la peor de las derrotas, Shakespeare le hace decir a Ricardo III: ¡Mi reino por un caballo!

En la peor de las soledades, la Ciudad le hace decir al porteño: ¡Mi reino por la amistad!

Y no importa qué clase de reino posean uno y otro; ni siquiera importa si ese reino es verdadero o de ficción.
Lo que esencialmente une a Ricardo III y al porteño, en esas circunstancias límites, es que ambos piden lo mismo. Piden la salvación.
Y para el caso del porteño, la salvación es la amistad. Porque un porteño sin amistad es como un perro sin luna, como charco sin luna, como noche sin luna, como lado oscuro de la luna que cubrió toda la luna.
Y si digo tanta luna, es porque el porteño es hombre de luna. No de sol.
Bajo el sol somos todos iguales. Todos corremos hacia la nada detrás de los panes y los peces de siempre. Todos afilamos los colmillos para morder al otro antes de ser devorados por ese otro. Todos, en fin, somos hijos de la sobrevivencia que no da respiro bajo el sol.
Por eso el porteño es hombre de luna, así el dueño del circo del cielo decrete eclipse.
Por eso, también, la unión de la sobrevivencia y el sol es mortal para la amistad del porteño.
¿Alguien sabe de una auténtica amistad practicada al mediodía? ¡Por favor! A mediodía la amistad es un fracaso, un orsay, un amague inútil después del partido.
O dicho de otro modo: la amistad a mediodía es apenas un saludo de vereda a vereda. Es decir: un instante sin alma.
Y esto es así porque en una ciudad hermosa pero terrible como ésta, la sobrevivencia no da tregua, y encima el sol, que es su cómplice, nos quema los talones.

¿Qué hace entonces el porteño?

Muy simple: ni bien siente la voz de la noche que le ordena Levántate y anda, allá va él, a hacer la amistad con las calles solitarias, porque las calles son las arrugas del mundo, y en esas arrugas está una parte de la sabiduría; o allá va él, a hacer amistad con un cuerpo de mujer, hasta que de ese cuerpo y del suyo no queden mas gemidos; o allá va él, hacia el café mas próximo, a sumergirse en el culto de la charla, ese reino de la amistad donde por unas horas nadie compra y nadie vende, y todo es lucidez, y todo es confesión, y hasta es posible descubrir la verdad profunda de las cosas, aún cuando, como dicen los chinos, el conocimiento de la verdad pueda llegar a matarnos...

Eugenio Mandrini.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://ladisipada.foroes.org
wakeman

avatar

Cantidad de envíos : 46
Edad : 37
Localización : Argentina
Fecha de inscripción : 18/07/2008

MensajeTema: Re: "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"   Miér Ago 27, 2008 5:59 am

¡Hola hermosa Mariel!

Muy emotivo tu homenaje maldivo, muy lindas palabras y sobre todo, muy linda radiografia del porteño y podria decir del argentino en general -porque yo no soy porteño pero me siento identificado-.

Tambien me gusto mucho la entrevista a "Cilencio", hay muchas cosas para atesorar y analizar de lo que dice ahi, mas de una verdad que quiza pega duro pero sirve para despertarnos un poco tambien.

GRACIAS GRACIAS, me encanto como siempre Smile

PD: No voy a ser vulgar en un post tan lindo como este, pero te recuerdo que tus... ejem... "paquetes" estan disponibles para ser retirados Razz
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://maldivas.foroactivo.com
Gato Feroz

avatar

Cantidad de envíos : 61
Edad : 44
Fecha de inscripción : 20/07/2008

MensajeTema: Re: "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"   Miér Ago 27, 2008 2:41 pm

Wow que bonito Cool.... Algun día tendre que ir a tu tierra a bailar tango en "Caminito".... Y por supuesto que con tigo...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Terpsicore

avatar

Cantidad de envíos : 15
Edad : 42
Fecha de inscripción : 31/07/2008

MensajeTema: Re: "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"   Miér Ago 27, 2008 3:06 pm

VAMOS TODOS EN PATOTA A LA VIRUTA, A ENSEÑAR LO TANGUEROS DE PURA CEPA QUE PUEDEN SER LOS MALDIVOS!!!!!



Y recuerden...

EL BAILE ES UNA EXPRESION VERTICAL DE UN DESEO HORIZONTAL... (y el tango ni hablemos!)
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Nenya

avatar

Cantidad de envíos : 97
Edad : 38
Localización : Valladolid, España
Fecha de inscripción : 18/08/2008

MensajeTema: Re: "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"   Jue Ago 28, 2008 9:49 pm

Me da vergüenza preguntarlo, pero... ¿Quienes son los porteños?

Por lo demás, me da la impresión que aún me falta mucho fondo para poder pasear empapándome de cada matiz de tu ciudad... Tendré que madurar un poco más aún...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
wakeman

avatar

Cantidad de envíos : 46
Edad : 37
Localización : Argentina
Fecha de inscripción : 18/07/2008

MensajeTema: Re: "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"   Sáb Ago 30, 2008 8:51 am

Se le dice "porteños" a los habitantes de la ciudad de Buenos Aires, aunque por extension se suele aplicar a todos los bonaerenses o al menos se incluye a los que viven en el conurbano Bonaerense (como es mi caso, que no vivo en la ciudad de Buenos Aires sino en una ciudad que limita con ella).

"Porteño" viene de puerto, el puerto de Buenos Aires era la zona comercial y de actividad mas importante durante los origenes de la Argentina. Por logica, era una buena referencia decirle "porteño" al habitante de Buenos Aires.

¡Saludos!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://maldivas.foroactivo.com
SOR~DISIPADA

avatar

Cantidad de envíos : 488
Edad : 48
Fecha de inscripción : 12/07/2008

MensajeTema: Re: "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"   Sáb Ago 30, 2008 5:25 pm

EXQUISITO BLOG. aplausos y el Sr CILENCIO nos honra co su presencia. cheers
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Nenya

avatar

Cantidad de envíos : 97
Edad : 38
Localización : Valladolid, España
Fecha de inscripción : 18/08/2008

MensajeTema: Re: "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"   Dom Ago 31, 2008 8:59 pm

Aaaa... De modo que mi mejor amiga, mi amiga del alma es porteña... ¡¡¡Y yo sin saberlo!!! Ya me vale a mí...

Muchas gracias *^_^*
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Pati

avatar

Cantidad de envíos : 259
Edad : 48
Fecha de inscripción : 20/08/2008

MensajeTema: Re: "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"   Lun Sep 01, 2008 4:03 pm


Sin palabras....esto es simplemente hermoso!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: "El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"   

Volver arriba Ir abajo
 
"El Tango es el 'pulso natural' en la muñeca de Buenos Aires"
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» "Los Colorados de Buenos Aires" 2ª Parte
» "Los Colorados de Buenos Aires" 1ª Parte
» "Tango Tuyo...Mío...Nuestro"
» "TANGO DE MIS AÑOS JUVENILES" *Poema Destacado de Cartelera*
» "Actualmente, los rusos son los mejores bailarines de tango del mundo"

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
LA DISIPADA :: HISTORIA MALDIVA :: A Maldivas Peluche, desde el asfalto porteño.-
Cambiar a: